Sacha Goldberger: el fotógrafo de los súper héroes
Sacha Goldberger: el fotógrafo de los súper héroes

¿Qué hubiera pasado si los grandes súper héroes de la historia hubieran viajado en el tiempo y pintores como Rubens, Van Eyck o Vermeer les hubieran inmortalizado?
¿Os imagináis que Batman hubiera aparecido en los siglos XV – XVI o XVII?
Pues dejad de imaginar porque, por si no lo sabíais, el fotógrafo francés Sacha Goldberger ya lo hizo realidad en 2014.
Su larga trayectoria como artista conceptual en agencias de publicidad como CLM BBDO, Euro RSCG, Publicis, Young and Rubicam o TBWA no le han quitado tiempo para llevar a cabo originales proyectos personales como éste en el que mezcló ciencia ficción con historia del arte y que bautizó con el nombre de: SUPER FLEMISH (súper flamenco).

Echó en ‘la coctelera’ a los héroes, americanos, de cómic de su infancia y a uno de los estilos pictóricos europeos más fascinantes, el de la escuela flamenca. Agitó y: volià! cautivó al público.
SUPER FLEMISH juega con los claroscuros que envolvían a la nobleza ilustrada en los cuadros de los siglos XV-XVI y XVII. Pero en este caso la ‘nobleza’ no es otra que: Superman, Spiderman, Batman, Cat Woman, el Capitán América o Hulk.

superheroes

Las fotografías podrían pasar desapercibidas, entre obras de grandes pintores, en los principales museos de pintura clásica del mundo porque el grado de perfección es altísimo. Y es que, para ello, Goldberger, después de un largo trabajo de investigación y documentación artístico, reunió a un centenar de colaboradores: peluqueros, maquilladores, diseñadores de vestuario y costureros.

Gracias al trabajo meticuloso de todos ellos y a la ardua tarea de encontrar a modelos parecidos, casi idénticos, a Christofer Reeve, Lou Ferrigno o Carrie Fisher el proyecto fue sobresaliente.

superheroes2

Pero eso no es todo, además de personajes de cómic de Marvel, Goldberger quiso convertir a los protagonistas de la saga más famosa de la historia del cine, esto es, Star Wars en personajes de su particular saga, la ‘Saga Flemish’. Y en, este caso, la serie se bautizó con el nombre de: ‘Flemish in the stars’.

superheroes3

A parte de por su experimento ‘flemish’, la obra de Goldberger destaca, en gran medida, por haber retratado a otra superheroína: SU ABUELA FREDERIKA.
MAMIKA (abuela en húngaro) es el nombre con el que  se conocen las series de fotografías protagonizadas por esta entrañable, a la par que cañera, abuelita de 91 años.
Goldberger fotografió durante tres años a Frederika que fue una verdadera superheroína, de carne y huesos, pues salvó a diez personas de la matanza nazi durante la Segunda Guerra Mundial.
Goldberger quiso homenajear a su abuela, a la que salvó, además, de la depresión en la que estaba inmersa en ese momento gracias a estas fotos.
Las fotos de su ‘súper abuela’ tuvieron tanto éxito que se han publicado varios libros.
Y es que sus obras solo pueden adquirirse a través de libros, puesto que Goldberger ha recibido numerosas ofertas para usar sus superhéroes para elaborar campañas y siempre las ha declinado.

mamika6 mamika2